A monteriano lo mataron cuando daba un pésame

Comparte en tus redes sociales.
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Dos hombres fueron asesinados en las últimas horas en Barranquilla cuando daban el pésame a la familia de otro hombre que habían ultimado a bala.

La primera víctima fue Edwin Paul Monroy Ordóñez, de 35 años. Anoche, cuando amigos de Monroy fueron a dar el pésame por su muerte, los sicarios llegaron al lugar para “terminar el trabajo”.

Las personas asesinadas fueron Carlos Arturo Cogollo Páez, de 41 años; Jaime José Larrarte Molina, de 39; y Fernando Antonio Rodríguez Sarmiento, de 37, estaban en casa de los padres de Monroy cuando un hombre, a pie y armado, se despachó a tiros contra ellos.

Dando el pésame

El martes, Carlos Cogollo, José Larrarte y Fernando Rodríguez llegaron a la casa de Adalberto Monroy, papá de Edwin Monroy, para expresar sus condolencias por la muerte de hombre.

Allí, a alrededor de las 6:30 de la tarde, cuando estaban sentados en la terraza, con los niños jugando en el suelo y el dolor esparciéndose por los aires, las balas irrumpieron la escena.

A Cogollo, le dispararon siete veces, el hombre llegó sin signos vitales a la Clínica La Asunción. Por su parte, a José Larrarte y Fernando Rodríguez los trasladaron malheridos al Hospital Metropolitano.

Larrarte llegó con heridas de bala en varias partes del cuerpo y pronto tuvo que ser llevado a la zona de reanimación donde falleció.

Rodríguez ingresó al Metropolitano con dos heridas de bala y tras recibir atención médica se mantenía estable, según los médicos informaron a la Policía.

El sicario, según el informe de las autoridades, huyó del lugar de los hechos en una motocicleta. Una de las hipótesis que barajan las autoridades es que los cuatro hombres baleados tendrían nexos con la banda criminal ‘Los Hipermegaplay’, una estructura criminal dedicada al hurto de vehículos de lujo y que operaba desde 1996 en Barranquilla.