En El Recreo un joven intentó sacarle los ojos a la empleada de 73 años, decía que él era el diablo

A la izquierda el joven agresor conducido con la Policía. A la derecha, la mujer agredida.

Montería. Casi se repite la historia del Padre León Pereira, pero esta vez no fue un habitante de calle, sino un joven de estrato seis, que presuntamente bajo efectos de la droga, llegó hasta la cocina de una casa en el barrio El Recreo, atacó con un cuchillo a la empleada doméstica y después intentó sacarle los ojos gritando que él era el diablo.

Susana Guerra Payares, de 73 años se encuentra en la Clínica Montería con una herida profunda en un hombro y apunto de perder un ojo, en las próximas horas será sometida a una cirugía.

“Ese muchacho, como drogado, llegó hasta la cocina, cogió un cuchillo y con los ojos brillantes le decía que era el diablo y que había llegado a acabar con ella. Mi tía le decía que se calmara, pero cuando vio que no podía con él salió corriendo al cuarto a encerrarse, pero le patió la puerta, la tiro al suelo y le dio con el cuchillo. Después le metió el dedo en un ojo e intentó sacárselo”, así relato una familiar de la mujer herida lo ocurrido en una casa del barrio El Recreo de Montería.

La misma familiar aseguró Susana Guerra lleva 16 años trabajando en la casa de la señora Nur Barguil que es donde ocurrieron los hechos en las horas de la noche del lunes 10 de octubre.

La Policía Metropolitana que detuvo al joven agresor y lo llevó a una clínica para hacerle exámenes médicos, lo identificó como  Juan Camilo Vesga Flores y según relató la familiar de la victima, había llegado esta semana de Bogotá a pasar vacaciones a Montería.

Los familiares de la empleada doméstica anunciaron que presentara demanda contra el agresor por intento de asesinato ya que según ellos, se nota que la intensión fue acabar con la vida de Susana Guevara que ahora está hospitalizada y a punto de perder un ojo.