Fiscalía imputa cargos al exjefe de la Unidad Anticorrupción

Luis Gustavo Moreno, quien se encuentra en el pabellón de extraditables de la cárcel La Picota de Bogotá, aceptará su responsabilidad en los delitos de concusión y uso indebido de información privilegiada.

La Fiscalía General le imputará los delitos de concusión y uso indebido de información privilegiada al exjefe de la Unidad Anticorrupción del ente investigador, Luis Gustavo Moreno Rivero. En la investigación se señala que el alto funcionario contactó al exgobernador de Córdoba, Alejandro Lyons Muskus para pedirle una suma de dinero a cambio de “obstruir” las investigaciones que se adelantaban en su contra por hechos de corrupción.

El fiscal Fabio Espitia explicó que en repetidas oportunidades Moreno, en compañía del abogado penalista Leonardo Pinilla contactaron en Bogotá a Lyons Muksus para hacerle la oferta. En noviembre de 2016 le manifestó la necesidad de pagarle una alta suma de dinero para afectar las pesquisas y procesos que se adelantaban en su contra por el uso indebido de las regalías, el denominado “cartel de la hemofilia” y las irregularidades en contratación.

Entre febrero y marzo de 2017, Moreno y Pinilla se dirigieron al apartamento del exgobernador en el norte de Bogotá. En esa oportunidad se le pidió 100 millones de pesos y una suma adicional para ayudarlo con una estrategia de defensa, esto es la entrega de información privilegiada de las investigaciones y la búsqueda para desprestigiar a los testigos.

Para esto, le pidió un adelanto de 40 mil dólares. “Usted, Gustavo Moreno, le dio que arreglaría todo y su estrategia era desprestigiar a los testigos”, esto “a cambio de una suma de dinero usted utilizará su cargo para obstruir las investigación que contra él se adelantban”.

Noticia en desarollo…
TOMADO DEL ESPECTADOR