Fuentes de agua del medio y bajo Sinú con altos niveles de contaminación, revela informe de Laboratorio de Aguas de Unicórdoba

Tres fuentes de agua del medio y el bajo Sinú en el departamento de Córdoba tienen altos niveles de contaminación y amenazan la salud de varias comunidades que se abastecen de las mismas.

Así lo determina un estudio realizado por investigadores del Laboratorio de Aguas de la Universidad de Córdoba, en el que se revela que en las ciénagas de Betancí y Grande del bajo Sinú y en el río Sinú se han encontrado restos de plaguicidas que sobrepasan los límites establecidos en las normas colombianas (Resolución 2115 del 2007) para agua potable.

La investigación, liderada por el profesor Edineldo Lans Ceballos, director del Laboratorio de Aguas, buscaba determinar la presencia de plaguicidas y metales pesados en estos tres cuerpos de agua con el fin de medir su grado de contaminación y emprender acciones que ayuden a la preservación de los ecosistemas.

El informe dado a conocer por los investigadores, también revela que en peces se hallaron concentraciones elevadas de los mencionados agentes contamimantes, si se tiene en cuenta la normativa de otros países y la revisión bibliográfica realizada.
El estudio advierte que debido al espectro de distribución y la difícil biodegradación de los plaguicidas y los metales pesados, existe una seria amenaza para la salud pública y para la mayoría de las formas de vida.

“Por la intensa actividad agrícola en los alrededores de las ciénagas y del rio Sinú, donde se usan plaguicidas, estos pueden migrar de los sitios de aplicación siguiendo varias rutas: dispersión por los vientos durante su aplicación, fijación por plantas destinadas a la alimentación del hombre, asimilación por animales y a su vez por el hombre cuando lo consumen y fijación en suelos sedimentos”, señala el informe.

La Universidad de Córdoba quiere divulgar los resultados de esta investigación para contribuir a la creación de una línea base de la contaminación ambiental por agroquímicos y metales pesados, que permitan a las autoridades competentes establecer normas de vigilancia, control y evaluar su deterioro estableciendo estrategias de acción para la conservación de estas fuentes de agua.

El Laboratorio de Aguas de la Universidad de Córdoba, que cuenta con la certificación del IDEAM, presta una variedad de servicios en materia de agua potable a entidades del sector público y privado bajo los parámetros que exige la norma colombiana, como análisis especiales de pesticidas, metales pesados, asesorías a otros laboratorio del Departamento y del país en validación de técnicas analíticas, en tratamiento de aguas y capacitación.