Humberto de la Calle propone una “gran coalición por la paz”

Humberto de la Calle, precandidato presidencial.

Luego del resultado de la consulta del Partido Liberal, el candidato a la presidencia Humberto de la Calle propuso una gran coalición a favor de la paz. Destacó la lucha que adelantará contra la pobreza, la protección de la niñez, la lucha contra la corrupción y la defensa del acuerdo de paz logrado con la guerrilla de las FARC.

“Los convoco esta noche para que hagamos frente común hacia la elección de mayo y derrotemos a quienes quieren que nada cambie en este país. A quienes han presentado sus candidaturas a favor de la paz y contra toda forma de corrupción, les digo que podemos hacer una coalición enorme que derrotará a quienes quieren que el progreso sea solo para unos cuantos”, aseguró.

Y agregó: “Volver trizas los acuerdos de La Habana fue una propuesta macabra que la mayoría de los colombianos vamos a rechazar”.

Agradeció a Juan Fernando Cristo y aseguró que esta campaña “demostró que es posible hacer una política limpia, respetuosa, constructiva. Ese ha sido siempre mi espíritu y agradezco a mi oponente, el ex ministro Juan Fernando Cristo, haber compartido la decisión de competir de esta manera. Juan Fernando ha sido un liberal combativo, firme en sus convicciones, digno exponente del talante de las personas de su tierra y eso hace más grande la ilusión de trabajar con él, mano a mano en la construcción de un nuevo país”.

El candidato presidencial del liberalismo sostuvo que hay quienes quieren convertir en pecado pensar con optimismo en Colombia “tenemos que creer que es posible enfrentar los desafíos descomunales y superarlos. No podemos dejar que el miedo dicte la dirección de nuestro destino, de la misma manera que no podemos dejar que quienes se alimentan del miedo decidan por los más frágiles”.

El exministro sostuvo que cree que la democracia en Colombia es el mayor patrimonio de la patria, por lo que “es indispensable que la protejamos: protegerla de los fanatismos, de los caudillismos; protegerla de esa sombra oscura que proyectan visiones mezquinas que buscan que volvamos al odio irracional por el rival y a los días en los que se quemaban libros para impedir la libre circulación de las ideas. Protegerla de la corrupción, del clientelismo, el cual asume los recursos públicos como un terreno libre para ambiciones personales”.

De la Calle aseguró que llegó el momento de ir más allá de los acuerdos de La Habana, “en el pasado reciente demostramos que lo que parecía imposible era posible. De la guerra cruel, destructora, miserable, triste, pasamos a la posibilidad de incluir en nuestros debates a quienes creían que no tenían más posibilidad que acudir a la violencia para ser tomados en cuenta”.

Y agregó que los guerrilleros confían en la honorabilidad de la palabra empeñada del Estado. “Ellos llegaron a acuerdos confiando en la honorabilidad de quienes con nuestra palabra estábamos al otro lado de la mesa, representando la entereza de un país que desea la paz y que honra sus compromisos. Fue esta una de las razones fundamentales para que dejaran atrás las armas”.

Agregó que obviamente en la campaña se opondrá a las tesis de las FARC “y por ello mismo queremos derrotarla con votos y sin balas, a punta de argumentos. Así como nosotros estamos cambiando la historia, no vamos a permitir que queden en el olvido millones de víctimas. Pero no perdamos de vista que aquí no se trata de cambiar el pasado sino de cambiar nuestra manera de afrontar el futuro”.

Por último, dijo que serán las futuras víctimas del conflicto con la guerrilla de las FARC las que “hoy de manera silenciosa y desde la vida nos invitan a seguir por un camino que, no me cabe duda, es el camino correcto”.

Al discurso de Humberto de La Calle llegaron Antanas Mockus, excandidato presidencial; Juan Fernando Cristo, quien participó como candidato en la consulta; y el senador Edinson Delgado, quien en un principio se postuló como candidato a la consulta liberal que se realizó este 19 de noviembre.

 

Colprensa.