La milagrosa historia de la bebé recién nacida que fue encontrada por un perro en una alcantarilla

La milagrosa historia de la bebé recién nacida que fue encontrada por un perro en una alcantarilla Foto: JAMIE PYATT NEWS LTD.

La bebé de dos días de nacida había sido abandonada en un desagüe en el que había una colonia de hormigas rojas y alcanzó a sufrir hipotermia. Su supervivencia es catalogada como un milagro.

En Port Elizabeth, Sudáfrica, se ha presentado una increíble historia de supervivencia. Charmaine Keevy hacía su caminata matutina junto a su perro salchicha llamado Georgie pero su marcha se vio interrumpida cuando la mascota empezó a ladrar de forma insistente frente a un desagüe.

En comienzo, la mujer de 63 años creyó que la actitud del perro era porque allí había un gato. Sin embargo, al acercarse y escuchar más detenidamente se dio cuenta que el sonido que provenía de la alcantarilla era el llanto de un bebé.

La dueña de una empresa de catering pidió ayuda a las personas que estaban cerca de la vía y un hombre que iba en una moto recibió su atención, Cornie Viljoen, y ambos estuvieron de acuerdo de que lo que se oía eran los sollozos de un bebé.

Con una palanca que cargaba en su moto, el hombre levantó la tapa y se encontraron con una imagen espeluznante. El cuerpo de un bebe desnudo y aún con el cordón umbilical en su cuerpo.

Viljoen debió descender casi dos metros para poder rescatarlo y al ir al fondo de la alcantarilla encontró que el bebé seguía con vida, aunque sus signos vitales eran débiles. Otro de los impactantes hallazgos fue que a pocos metros había una colonia de hormigas rojas.

Al ver la complejidad de la situación y que podía ser la escena de un crimen, el hombre le dio su celular a la mujer, que tomó una fotografía que hoy le da la vuelta al mundo.

“No sabía si la bebe estaba lastimada entonces la levante con mucho cuidado y lentamente porque era muy pequeña. Apenas la levante supe que necesitaba de ayuda médica”, explicó el hombre a los medios.

“La bebé tuvo suerte que las hormigas no estaban en la parte alta de la alcantarilla y no abajo en donde estaba ella”, añadió.

La Policía y un grupo de paramédicos acudieron rápidamente a la escena. Trataron a la bebé por hipotermia y luego fue trasladada al Hospital Dora Nginza donde le dieron tratamiento de emergencia y le subieron la temperatura.

Charmaine Keevy dijo que lo sucedido fue un milagro. “Yo creo que fue un deseo de Dios que encontrará a la bebé. Yo nunca camino por esa ruta y por alguna razón el perro me condujo por otro camino”.

La pequeña que había pesado 3,09 kilogramos ya se encuentra estable y está bajo protección de la Unidad de violencia familiar, protección a la infancia y delitos sexuales de Sudáfrica.

Mientras tanto las autoridades buscan los padres de la bebé que fue llamada Grace April por los funcionarios del Hospital, para que expliquen por qué cometieron ese reprochable acto de abandono.

Vía- Revista Semana.