Nacional a media marcha venció a Jaguares y lo pone en situación complicada

Dos goles en el primer tiempo, la sensación de tener el juego liquidado y en la tribuna un potente coro que recordó la cita del domingo frente a América en el Pascual Guerrero, estadio al que Atlético Nacional llega envalentonado por su invicto en la Liga I-2017, el arco en cero y la tranquilidad que le entrega saber que tiene variantes y en Dayro Moreno, a un goleador inspirado.

Uno de esos caprichos de los hinchas se hizo realidad al tener en el campo a Aldo Leao Ramírez junto a Macnelly Torres desde el inicio. Pero no hubo tiempo de digerir esa novedad y la inclusión de Andrés Ibargüen. Antes del minuto dos, ya Dayro tenía ganando al local con un disparo potente que no pudo frenar Wílder Mosquera, tras una impecable acción colectiva.

Pudieron llegar más goles en el arranque, pero faltó aplomo en la puntada final. Eso hizo que Jaguares se acercara en pelota quieta y que después tuviera opciones de empatar con los remates de César Carrillo y Juan José Mezú, que sirvieron para comprobar que Franco Armani también está listo para el clásico con los escarlatas en la próxima fecha del Apertura.

Una vez más, el nombre de Mateus Uribe se volvió frecuente en las acciones ofensivas del campeón de América. Y como lo hizo frente a La Equidad, supo sacar provecho de su nueva posición para pisar con más frecuencia el área: probó en tres oportunidades al portero Mosquera y puso el compromiso 2-0 con la asistencia de Dayro (25′).

Para el segundo tiempo, Juan Pablo Nieto ingresó por Macnelly para cuidar al hombre de las ideas para el duelo del fin de semana. Con ese cambio, Aldo empezó a jugar más adelantado y Arias, certero en la recuperación, contó con más respaldo. No obstante, el cuadro de Montería se replegó y optó por evitar una goleada, decisión que puso a Nacional a buscar el tercero en medio de muchas piernas.

Ya sin Henríquez y Dayron en el campo, para también darles descanso, la media distancia fue una fórmula mientras Ibargüen y Luis Carlos Ruiz, que dejó buenas sensaciones en su reaparición, hacían el desgaste y sostenían el pulso con los centrales. Al final, con el 2-0 bastó para vencer a la escuadra felina y ponerse tercero en la tabla con 13 unidades y dos partidos pendientes.

En la séptima jornada de la Liga, Nacional y América pondrán fin a seis años de espera con la disputa de un nuevo clásico, que ahora se juega con 28 estrellas. A Jaguares, después de hilar dos derrotas, tendrá que recibir en Montería a Millonarios con la obligación de volver a sumar en el torneo, pues ahora marcha 12 con siente puntos.