Nicolás Maduro, se posesionará ante el TSJ como presidente de los venezolanos

Comparte en tus redes sociales.
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Ante el presidente del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), Maikel Moreno, se juramentará el jueves 10 de enero el Jefe de Estado, Nicolás Maduro, como presidente de la República Bolivariana de Venezuela para el periodo 2019-2025.

El presidente del máximo tribunal en Caracas, magistrado Maikel Moreno, informó a la prensa que por acuerdo entre la Sala Constitucional y el TSJ, Maduro debe asistir este jueves a las 10:00 am a fin de cumplir con el acto de juramentación para el período 2019-2025.

Nicolás Maduro.

La decisión, acordada por la Sala Constitucional del TSJ, responde a la interpretación del artículo 231 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, donde se establece que si por motivos sobrevenidos el Presidente electo no pudiese tomar posesión ante la Asamblea Nacional (AN), lo hará ante el máximo tribunal.

Un día después de la juramentación ante el TSJ, el mandatario nacional se presentará ante la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) a fin de ser reconocido por el Poder Originario, que convocó las elecciones presidenciales.

En el vecino país hay fuertes condenas a las políticas injerencistas y guerra económica y comercial por parte del Gobierno de los Estados Unidos y varios países, entre ellos Colombia, contra el proceso revolucionario en curso en Venezuela.

Diosdado Cabello y Nicolás Maduro.

En Bogotá sectores políticos y sociales piden a Duque no romper relaciones con Venezuela

Entre tanto en la capital colombiana se pronunciaron varios sectores en favor de la normalización de las relaciones diplomáticas y comerciales con el vecino país. Varios congresistas argumentan que un rompimiento de las relaciones bilaterales ahondará la crisis humanitaria.

Según el reporte del Diario El Tiempo algunos sectores políticos le pidieron al Gobierno colombiano no romper relaciones con el vecino país y aseguran que sería un error del presidente Iván Duque tomar esta decisión, ya que eso puede perjudicar a millones de connacionales que dependen de los lazos comerciales que unen las dos naciones.

En tal sentido se pronunció el Senador de la República, Armando Benedetti, quien hizo un llamado al Gobierno Nacional, advirtiendo que esa determinación ahondará la crisis humanitaria.

Senador, Armando Benedetti.

“No se pueden romper las relaciones el próximo 10 de enero con Venezuela, eso sería gravísimo para millones de colombianos y venezolanos que viven de la actividad económica”, señaló.

“Ni en la época más cruda y difícil entre la extinta Unión Soviética y Estados Unidos se rompieron las relaciones completamente”, agregó.

Por su parte, el senador Iván Cepeda, supone que el rompimiento de las relaciones bilaterales abonará el camino a una posible confrontación.

Senador, Iván Cepeda.

“Es el momento de buscar las soluciones por la vía diplomática y no seguir profundizando en un espiral que cuenta además con la voz de quienes quieren llevar esta situación a una confrontación bélica”, manifestó.

El senador Antonio Sanguino dijo que las fronteras colombo-venezolanas serían las más afectadas con una eventual ruptura.

Senador, Antonio Sanguino.

“La ruptura de las relaciones diplomáticas agravaría la crisis humanitaria derivada de la migración venezolana y constituirá un escenario de agravamiento de la situación económica y social en la frontera”, indicó.