Opinión: Tragedia educativa

Comparte en tus redes sociales.
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

La educación es la herramienta más importante del mundo, a través de ella podemos hacer que el mundo gire alrededor de nosotros en un caso figurativo, somos el instrumento indicado para cambiar las cosas que hay en nuestro círculo y por medio de la educación todo esto se puede adquirir. La educación comienza cuando un buen pedagogo instruye a un sumiso, el estudiante deposita en ese educador su vida y su futuro, es por eso que el oficio y la responsabilidad del pedagogo es relativamente estricta.

La construcción educativa que hace el gobierno de cada país por medio de los sistemas, está afectando vilmente a los estudiantes de todo el mundo (con algunas excepciones) y en especial a los niños de primaria y secundaria, quienes son sometidos injustamente a currículum imputados por la escuela, es como si el mismo estado introdujera la apuñalada a su mismo “futuro de cambios” que son los estudiantes*. Pero más allá de esto, el estado se limita a las consecuencias a las que esta conlleva, no reconoce que la manera en como es dirigida la educación en las escuelas desfavorece al pilar educativo, y a causa del incurrimiento de currículum que desproporcionadamente hacen contra al estudiante.

Albert Einstein una vez dijo: “La imaginación es más importante que el conocimiento, pero el conocimiento da poder a la imaginación”, explícitamente esto nos dice que hay que dejar a que el individuo se le dé la libertad de imaginar, pero esto es lo que prohíben las escuelas, infortunadamente los estudiantes debes regirse a un esquema que los descentraliza totalmente.

Como decía el sabio Alejandro Jodorowsky: “Todos servimos para algo, pero no todos servimos para lo mismo” esto da a mostrar que el estudiante es completamente libre, cada persona tiene distintas fortalezas, distintos dones, distintos sueños, pero el sistema exige enseñarle lo mismo de la misma manera, es una masificación y a la vez un crimen, exigiéndole a alguien a hacer algo que probablemente no quiere. Dejemos que los mismos estudiantes elijan; claro que las matemáticas son importantes, pero no más que el arte o la danza, no los obliguemos.

La escuela se empeña en enseñar nimiedades, infinidades de cosas que no sirven para nada, cosas como: amenazarte a ganar un examen, porque si no repruebas, a competir por la calificación más alta, a no fallar, a organizarte en filas, a mirar si tu peinado es el adecuado, y demás cosas frívolas. Esto de ninguna manera es un mecanismo adecuado para el aprendizaje progresivo de un estudiante, simplemente lo que crea es una proliferación masiva de robots, personas instrumentadas a realizar lo establecido. ¿Y el beneficiado aquí quién es? Nadie, al contario, esto trae recesión a un país.

Otra de las fallas más garrafales que tiene la escuela es en promover la competencia, porque las personas ya se ejercerán a crear rivales, adversos, sin conocer que tus contradictores pueden ser el futuro de tu camino. Es un mal atributo que inculca la escuela, ante todo hay que ser persona.

Me burlo de los exámenes estandarizados que son creados por los profesores hacia los estudiantes. Creen que con esa metodología los aislaran del déficit, en la actualidad el éxito es medido a través de un examen de selección múltiple, en ocasiones los estudiantes son condenados por este tipo de mecánicas, la escuela no te deja fallar. Frederick J Kelly un estadunidense que descubrió una nueva manera de medir las capacidades de las personas, este creó el modelo de las preguntas múltiples dentro de los cuestionarios, y luego de ver el trasfondo de su creación, él mismo confesó: “Estos test son poco desarrollados para ser utilizados, exijo a que se abandonen inmediatamente” Desgraciadamente es la hora y lo seguimos viendo. 

El ambiente en la escuela es muy denso, no te dejan vivir, la cotidianidad, las normas, son las que te conducirán a la muerte. ¿Ustedes creen que es de humano levantarse a las 4:00 am todos los días para ir a la escuela? Eso es un crimen inigualable, están agotando con las características de los estudiantes, otra de las situaciones tenebrosas que atraviesan es cuando el profesor llega al aula de clase transmitiéndole miedo con la coloquial frase: “no tienen derecho a perder, el que pierde, se va para recuperación” prácticamente te están condenando a muerte con sus insaciables expresiones.

Pero el problema no únicamente es atribuible al sistema, sino al mismo pedagogo (en algunas ocasiones), existen profesores falsos, educadores que están dispuestos a enseñarte cualquier cosa con tal de conseguir la vacante. Como dice Robert Kiyosaki: “El profesor falso es aquel que enseña lo que no practica” por lo tanto no es una persona competente para educar. De ahí radica el problema; en que la escuela se convirtió en el recinto férvido más espantoso para un individuo.  

Latinoamérica es una vergüenza en el ámbito educativo, ninguno de los países que lo incorporan están en las reconocidas listas que emite la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos) a través del premio PISA (informe del programa internacional para la Evaluación de Estudiantes) en donde se evalúa competentemente a un grupo seleccionado de estudiantes de cada país y que la misma vez representará conjuntamente a toda una nación. El país que ha dominado magistralmente ese certamen ha sido Singapur, un país con unmodelo educativo ejemplarizante, en donde se dedica a crear colaboración en vez de competición.  Fuente BBC

Para concluir con esta tragedia, creo que el sistema educativo debe cambiar drásticamente con sus ramas, quienes lo conforman no están viendo las grandes afectaciones que esto está trayendo al patrón estudiantil, ya no se debe tener fe en la escuela, pero sí fe en las personas, porque son el cambio. Los estudiantes son el 20% de nuestra población, pero son el 100% de nuestro futuro, ayudémosle a cumplir sus sueños.

¡Ya la escuela es aburrida!

Un mensaje de Rafael palma G.