#PrayForAmazonas

Comparte en tus redes sociales.
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

En alarma se encuentra la Amazonía, la mayor selva tropical del mundo, debido a los incendios que se presentan desde hace más de 16 días.

Según los agentes forestales se han quemado 72.843 hectáreas en Brasil, según un estudio del centro de investigación espacial INPE, que en porcentaje se traduce a un 83 % más en comparación con el mismo periodo de 2018. Preocupación mayor debido a que 9.507 hectáreas se han calcinado en lo que se considera el lugar vital para contrarrestar el calentamiento global.

Las imágenes muestran los bosques del estado septentrional de Roraima cubierto de humo oscuro. Los incendios forestales han aumentado en Mato Grosso y Pará, dos estados agrícolas que han empujado la agricultura hacia la cuenca del Amazonas y donde se ha estimulado la deforestación.

Imágenes desde el espacio muestran la magnitud de los incendios en el pulmón del mundo.

Los incendios forestales son comunes en la estación seca, pero también son provocados deliberadamente por agricultores que queman ilegalmente tierras para dedicarlas a la cría de ganado.

En redes sociales la comunidad pide a las autoridades hacer acciones lo más pronto posible para sofocar las llamas que deja miles de animales y flora muertas y comunidades indígenas sin tierra.

La Amazonía absorbe 1.000 millones de toneladas de dióxido de carbono cada año, donde habitan 390.000 millones de árboles y es el 10% de la biodiversidad mundial.

En esta macroregión, que reúne nueve países diferentes (Brasil, Bolivia, Perú, Colombia, Ecuador, Venezuela, Guyana, Surinam y la Guyana francesa) viven 35 millones de personas, entre ellos más de 2,6 millones de indígenas.