En San Andrés de Sotavento hay personas que aseguran haberse curado del COVID-19 con un tratamiento a base de Ácido Hipocloroso

Incer Covo, concentró sus esfuerzos en obtener un eficaz viracida, capaz no solo de matar virus sobre superficies, sino además, poder eliminarlos dentro del cuerpo humano de forma segura, sin poner en riesgo la salud de los pacientes, y de esta forma detener los efectos dañinos que producen los virus.

En Colombia hay médicos especialistas inmersos en un proyecto de investigación para determinar si el ácido hipocloroso (HCLO) es efectivo para derrotar el COVID-19. Sin ir muy lejos, en San Andrés de Sotavento, en el departamento de Córdoba, hay personas que aseguran haberse curado del virus con el medicamento.

La historia.

El ingeniero Felipe Incer Covo (q.e.p.d), nacido en San Andrés de Sotavento, egresado de la Universidad de Cartagena, fue coordinar del PMA en Bolívar, trabajó además en el grupo Bavaria, donde hizo parte del proyecto de fabricación del Agua Manantial, producto reconocido y comercializado a escala nacional, donde gracias a su dedicación logró convertirse en experto en tratamientos de aguas residuales, debido a que poseía un enorme conocimiento en el manejo de microorganismos.

Diseñó y fabricó una de las mejores plantas de tratamiento de aguas residuales que existen hoy en Colombia, la cual se encuentra ubicada en Segovia Antioquia en la mina de oro de Gran Colombia Gold, y gracias a su conocimiento y experiencia pudo extraer el cianuro y mercurio (elementos altamente contaminantes que eran vertidos en cuencas hídricas de dicho municipio), resolviendo así uno de los mayores problemas de contaminación ambiental en Antioquia.

En medio de otros triunfos profesionales, su mayor logro fue desarrollar el AH-FIC, que es un medicamento quimiotáctico de nanotecnología molecular, potente virucida de amplio espectro, que mata todo tipo de virus. Este medicamento por su composición hiperoxidante e hidrógenonizada, se convierte en un desinflamatorio y analgésico efectivo, que ayuda a descongestionar las vías respiratorias. Por ser biodegradable no tiene ningún tipo de contraindicaciones, ni efectos secundarios y por lo tanto puede ser utilizado por cualquier persona.

El ingeniero Incer Covo fue un hombre estudioso, que dedicó gran parte de su vida a la ciencia y la tecnología. Su mayor desafío fue encontrar la fórmula exacta para estabilizar, filtrar, y destilar de forma segura el ÁCIDO HIPOCLOROSO para usos médicos  y tratamientos de diferentes enfermedades. Es una formula biodegradable de fácil utilización que está revolucionando el mundo gracias a sus múltiples aplicaciones y beneficios en la medicina.

Inter Covo, concentró sus esfuerzos en obtener un eficaz viracida, capaz no solo de matar virus sobre superficies, sino además, poder eliminarlos dentro del cuerpo humano de forma segura, sin poner en riesgo la salud de los pacientes, y de esta forma detener los efectos dañinos que producen los virus.

Gracias a la proeza de este brillante cordobés (hoy en el cielo), en Córdoba se cuenta hoy con un poderoso viracida quimiotáctico de nombre AH-FIC. En las últimas semanas un grupo de pacientes diagnosticados con COVID-19 accedieron voluntariamente a hacerse el tratamiento con el citado medicamento, y hoy en sus redes sociales dan testimonio y fe de las bondades del producto. | Vía- La Ventana de Córdoba.

Compartir en

Únete a nuestro grupo de Whats App