Estamos preparados para la llegada y la era post vacuna del COVID-19

Hasta el 10 de noviembre de 2020, se ha informado de más de 52.1 millones de casos de la enfermedad en  252 países y territorios en el mundo (los cinco países con mayor número de infectados son Estados Unidos, India, Brasil, Francia y Rusia), con más de 1.2 millones de muertes (los cinco países con mayor cantidad de fallecidos son Estados Unidos, Brasil, India, México y Reino Unido), más de 36 millones de casos de personas recuperadas10​11​ (los cinco países con mayor número de personas recuperadas son India, Estados Unidos, Brasil, Rusia y Argentina) y más de 14.8 millones de casos activos (los cinco países con mayor número de casos activos son Estados Unidos, Francia, Italia, Brasil e India).

Por otra parte, para octubre de 2020, la Organización Mundial de la Salud estimaba que al menos un 10 % de la población mundial ya se ha contagiado de esta enfermedad (unos 780 millones de personas infectados aproximadamente), debido al gran subregistro de casos a nivel mundial.

El primer caso de la pandemia de COVID-19 en Colombia fue confirmado el 6 de marzo de 2020, y correspondió a una mujer de 19 años en Bogotá, procedente de Milán, Italia. 5​ Hasta el 11 de noviembre de  2020, se han reportado 1 165 326 casos confirmados, 33 312 fallecidos y 1 070 423 recuperados de  COVID-19 en Colombia.

Por motivo de la pandemia, se declaró emergencia sanitaria y se impusieron restricciones, como la cancelación de eventos públicos. Se decretó cuarentena total en Colombia desde el 25 de marzo de 2020, con el fin de contener el contagio de COVID-19, se impusieron toques de queda, se cerraron colegios, universidades, restaurantes y bares, la economía ha sido fuertemente golpeada.

Pero ahora con los resultados de la vacuna de Pfizer vuelve la esperanza, pero también surgen muchos interrogantes. El ministro de Salud indicó que en este momento Colombia tiene acuerdos de confidencialidad con Pfizer. También dijo que se están adelantando negociaciones con tres empresas dentro de las cuales se encuentra Pfizer, la vacuna que hace dos días presentó sus resultados preliminares del estudio fase 3 en el cual se evidenció que tenía una eficacia del 90%.

Además, dijo que el país está participando en otras iniciativas como el Estudio de Solidaridad de vacunas que dirige la Organización Mundial de la Salud, con el que se estará verificando la calidad de las vacunas líderes con población colombiana y bajo un protocolo muy estricto para asegurar la calidad de los biológicos, con lo cual se podrá tener la mayor información frente a estos, su disponibilidad y las  características técnicas.

Sin duda alguna Colombia es uno de los países con mejor capacidad científica, técnica y de logística para gestionar, almacenar, distribuir, conservar y vacunar su población y la vacuna del COVID-19 no será la excepción, creo que en ese sentido somos los mejores.

Según el ministro de salud la vacuna será aplicada inicialmente a la población que tiene comorbilidades, mayores de 60 años y los trabajadores de la salud, y será distribuida a través del sistema general de seguridad social en salud con toda la estructura logística y capacidad instalada que tiene el Ministerio de Salud, que cuenta con una bodega central, lugares para depósito de vacunas y manejo de estas en más de 37 entidades territoriales.

De igual forma, con todas las capacidades de las EPS e IPS para la provisión de vacunas. El ministro recordó que en Colombia se aplican anualmente 30 millones de biológicos a 8 millones de personas dentro del programa regular de inmunizaciones. Por otra parte, confirmo que la distribución y la aplicación de la vacuna a nivel nacional será gratuita para todos los colombianos de acuerdo con las fases de implementación del programa de vacunación contra el covid-19, que el Ministerio de Salud estará ejecutando con todos los integrantes del sistema de salud colombiano.

Pero más allá de cómo se realizará la vacunación y que será todo un éxito, me surgen muchos interrogantes que aun no se han clarificado y que merecen también de mucha organización y medidas para la postvacuna.

El primer interrogante es, si las restricciones seguirán implementadas?, puesto que la población no se vacunaría en su totalidad y mucho menos en un día, esto tomara varios meses para poder aplicar las primeras 10 millones de dosis estipuladas en la población priorizada, restara por vacunar los otros 40 millones de colombianos, que en su mayoría son niños, adolescentes y adultos entre 20- 60 años y que tomara de 1 a 2 años para llegar al 100%, de esta población la gran mayoría va a escuelas y forman parte de la fuerza laboral del país.

De acuerdo a lo anterior, el segundo interrogante que me surge es, ¿si se abrirán? las escuelas y universidades, volverá el comercio de restaurantes, cines y bares, volverán los eventos públicos como el futbol, conciertos, etc. Que pasara con los que faltan por vacunar y los antivacunas (los que no quieren vacunarse) podrán asistir a las escuelas, a las universidades, al trabajo, podrán asistir a los eventos públicos.

Por último, mi tercer interrogante, ¿todo ello tendrá unas medidas adicionales, planes y unas fechas definidas?, servirá el carnet de vacunación como un tipo de identificación, como sabremos quien esta vacunado o no, que no se vuelva a poner la población en riesgo, abra alguna aplicación que sirva como carné electrónico para identificarse que como vacunado y que puede asistir a un evento publico como los estadios de futbol.

Por todo ello, después de la vacunación esperar si la vacuna es realmente efectiva en el 90%, cuantas dosis se deben aplicar y en que tiempos, considerar algunos cambios en la refrigeración y conservación de la vacuna que no en todas en la misma, previo a ello el ministerio deberá evaluar muy bien los grupos de  edades, condiciones de salud a los que la vacuna fue realmente efectiva durante la fase 3 de pruebas para tener una verdadera estimación de los efectos en la población.

Espero el ministro tenga un plan sobre todas estas inquietudes y se den a conocer a la población antes de empezar a vacunar y así evitar riesgos de que aumenten los contagios, ya que esto genera un falso sentimiento de que el virus se va a eliminar.

Compartir en

Los comentarios están cerrados.