FECODE: 48 horas sin clases virtuales, así será el paro de los maestros

Aseguran que el cese de actividades que iniciará el próximo 12 de agosto será para exigirle al Gobierno que no retorne a la presencialidad y garantice las condiciones para la educación en casa.

Desde que el Gobierno anunció que en agosto se podría retomar la presencialidad en algunas regiones, Fecode anunció que no retornaría a las aulas y entraría en desobediencia civil al asegurar que no existen las condiciones para reabrir los colegios.

Buscando exigir que el Gobierno garantice las condiciones para que se dicte la educación en casa y no se arriesgue la salud de la comunidad educativa, los profesores anunciaron que realizarán un paro nacional virtual de 48 horas.

El sindicato de profesores anunció que suspenderá el trabajo académico en todo el país y en su lugar adelantará “acciones de difusión, concientización y sensibilización” durante el próximo 12 y 13 de agosto.

Según explicó el presidente de Fecode, Nelson Alarcón, con el paro se busca exigir al Ministerio de Educación establecer una mesa de diálogo urgente para acordar los criterios de calendario escolar, jornada laboral, desconexión laboral, universalización de la conectividad, evaluación de desempeño, promoción de estudiantes, restitución de las vacacione, entre otros asuntos.

Buscando exigir que el Gobierno garantice las condiciones para que se dicte la educación en casa y no se arriesgue la salud de la comunidad educativa, los profesores anunciaron que realizarán un paro nacional virtual de 48 horas.

El sindicato de profesores anunció que suspenderá el trabajo académico en todo el país y en su lugar adelantará “acciones de difusión, concientización y sensibilización” durante el próximo 12 y 13 de agosto.

Según explicó el presidente de Fecode, Nelson Alarcón, con el paro se busca exigir al Ministerio de Educación establecer una mesa de diálogo urgente para acordar los criterios de calendario escolar, jornada laboral, desconexión laboral, universalización de la conectividad, evaluación de desempeño, promoción de estudiantes, restitución de las vacacione, entre otros asuntos.

Por último, los docentes se comprometieron a trabajar “desde casa, garantizando el derecho a la educación de los niños, niñas y jóvenes, y exigiendo al Gobierno las garantías necesarias para tal efecto”.

“La virtualidad es una herramienta más de la educación. Nuestros maestros están haciendo grandes esfuerzos para dar continuidad al proceso educativo, han establecido estrategias para que lleguen talleres a las familias, han incrementado su horario para que los jóvenes sigan estudiando en medio de estas dificultades. El Gobierno debería garantizar las condiciones para que funcione”, concluyó Alarcón.

Reacciones en Twitter:

Compartir en

Comments are closed.