Futbol colombiano en alerta por aumento de COVID-19

La ola de contagios en Atlético Nacional, que confirmó nueve casos positivos para COVID-19, y los dos más que sumó La Equidad, para completar cuatro en la última semana, han encendido las alarmas en el fútbol profesional colombiano. El médico del América de Cali, Germán Ochoa, hizo un balance de la situación, en diálogo con el portal web del Gol Caracol.

“Tenemos razones para estar preocupados con el nuevo rebrote de coronavirus. La situación es complicada, por el reporte de los diferentes equipos, con un incremento supremamente alto de reinfecciones. No se trata solo de los casos nuevos, sino de los futbolistas que tuvieron el virus semanas o meses atrás”, señaló Ochoa.

Recalcó que los clubes deben ser transparentes, los invitó a que no oculten información y, de esa manera, contrarrestar el aumento del número de contagiados y evitar que se haga un cese de actividades, una posibilidad que no descarta por la coyuntura actual. “El torneo puede verse mermado, al punto de pensar en una cancelación, que no es una locura, porque el riesgo de contagios se va a incrementar de manera progresiva y eso es un problema de salud pública, pues afecta a las familias y la comunidad, que también quedan expuestas”, señaló el médico.

El galeno ya había dado aviso de los riesgos a los que se exponía el fútbol nacional, lo hizo durante el parón por la pandemia, en el mes de abril, cuando se estaba esbozando la idea de reanudar las competencias oficiales.

“No me parece inteligente, ni prudente y mucho menos sensato que con base en exámenes de laboratorio, sabiendo de antemano que tienen falsos negativos muy grandes, sea esa una propuesta inteligente”, le dijo al programa Los Campeones de Univalle Estéreo.

Además, resaltó que no era cuestión, únicamente, de que los jugadores salieran al campo para disputar los compromisos. “Reiniciar la liga no es un tema de 11 contra 11. Es un tema de logística supremamente compleja; nosotros en América tenemos detectado que para competir necesitamos de 48 personas, entre auxiliares, kinesiólogos y médicos; el rival tendrá algo similar. Eso sumado a toda la parafernalia que se maneja en competencia, es mucha gente. No creo que estemos en condiciones de avalar el reinicio del torneo”, sentenció en ese entonces.

Compartir en

Comments are closed.