Guardia indígena en Tuchín, Córdoba, castigan a quienes no acatan el aislamiento obligatorio

El resguardo indígena Zenú en el municipio de Tuchín en Córdoba empezó a aplicar serias medidas de castigo para quienes violen las normas sanitarias obligatorias para evitar el contagio y expansión del coronavirus.

El particular castigo lo aplica la guardia de la comunidad aborigen y consiste en mantenerlos en grilletes de madera en los pies para que no puedan moverse y exponerlos a pleno sol durante un determinado tiempo.

Con el cepo indígena, la comunidad Zenú imparte disciplina a quienes desconocen y violan los decretos de aislamiento obligatorio y medidas sanitarias de protección.

Compartir en

Únete a nuestro grupo de Whats App