Minsait: la hiperautomatización será el presente y futuro que marcará la nueva era de las empresas

Hiperautomatización.

Los avances tecnológicos hoy sorprenden al mundo gracias a su destacado rol en diferentes ámbitos; y la automatización de procesos en la que se incluye a la robótica es uno de ellos. ¿Las empresas son manejadas exclusivamente por personas?  La respuesta es sí pero no del todo. 

En la actualidad existen robots con “autonomía” que emulan a la perfección el comportamiento de los seres humanos enfrente de un computador y realizan diversas tareas asimilando la información que reciben y organizándola de acuerdo con la orden asignada. 

Parece no sonar tan novedoso si tenemos en cuenta que la automatización de procesos y el uso de robots son de vieja data. 

¿Qué es la hiperautomatización?

Esta tecnología ha venido a mejorar todos los procesos en el sector de las empresas para hacerlos más eficientes de cara a la nueva realidad. 

La hiperautomatización, de acuerdo con Gartner, es la aplicación de tecnologías avanzadas, como la Inteligencia Artificial (IA) y Machine Learning (ML), para automatizar procesos y potenciar a los humanos. La técnica se extiende a través de una serie de herramientas que pueden ser automatizadas, pero igualmente hace referencia a la sofisticación de la automatización (descubrir, analizar, diseñar, automatizar, medir, monitorizar, reevaluar)

De esta forma, la hiperautomatización expande las posibilidades ya consolidadas de la automatización, abriendo nuevos y revolucionarios horizontes para una automatización cada vez más ambiciosa, eficaz y capaz de abordar procesos de alta complejidad.

Una tecnología de otro nivel

Tecnologías como la hiperautomatización y el RPA acompañan a los humanos en la mejora de sus tareas, pero no los remplaza y aquellos procesos sensibles de los aplicativos o bases de datos son únicamente operados por personas reales, respaldadas por sistemas de protección como los métodos de reconocimiento captcha con los que todos podemos estar familiarizados.

Esto, sumado a sus muchas ventajas, ha sido determinante para que las empresas, cada vez más, decidan optimizar sus procesos con esta tecnología y mejorar así sus retornos de inversión. De esta manera, usuarios pueden obtener resultados con mínimos márgenes de error que se traducen en eficiencia máxima para cualquier modelo de negocio. 

En la actualidad, cada vez más personas obtienen un trabajo derivado de la industria tecnológica. De hecho, el Foro Económico Internacional estima que para 2022 el sector habrá creado en el mundo 58 millones de empleos más de los que desplazará, permitiendo así que el uso de la inteligencia humana se destine a proyectos o enfoques menos operativos y más especializados, que seguramente nos llevarán al siguiente nivel de la evolución como especie. 

Todos aquellos sectores en los que se procesan grandes volúmenes de datos, estructurados en diferentes formatos -analógicos y digitales serán susceptibles de incorporar procesos hiperautomatizados. 

Analizar y extraer la información contenida en esos datos supone una tarea compleja y de bajo valor añadido, pero que consume una gran cantidad de recursos materiales. Dicha tarea puede optimizarse mediante tecnologías de automatización, de forma que los inputs se extraigan de manera eficiente con mínima o nula intervención humana.

Empresas como Minsait ofrecen soluciones en tecnologías avanzadas como la hiperautomatización, las cuales serán básicas y necesarias en la nueva realidad y traerán consigo un apoyo invaluable para el talento humano y un aumento en los objetivos del negocio de cada empresa. Entre tanto, es importante abrir la mente y los espacios a las nuevas soluciones digitales que buscan aumentar nuestra calidad de vida, ofrecernos tareas de mayor valor y ayudar a construir un sector empresarial más rápido y eficiente.

Por: Julieta Rodríguez Artazcoz. Consultora Senior

Compartir en

Únete a nuestro grupo de Whats App