Salió de su casa con la ilusión de ayudar a su familia y lo devolvieron sin vida

La historia de nunca acabar y que este año fue muy frecuente para familias cordobeses, se confirmó por parte de Medicina Legal en Montería: José Luis Rojas Carvajal, de 20 años de edad, estaba entre los muertos trasladados del Bajo Cauca antioqueño.

Advertisements

El cadáver del joven, oriundo del corregimiento Los Mimbres, Ciénaga de Oro, lo remitieron desde Caucasia hace dos meses, luego de haber sido asesinado y su familia no lo sabía, porque lo hacían trabajando en zona rural del Bajo Cauca en una finca.

Pero eso sí, sus seres queridos siempre estuvieron temerarios de que algo peligroso pudiera ocurrirle desde que dos mujeres “monas y venezolanas llegaran a Los Mimbres y se llevaran a más de un joven a trabajar y ganar dinero en fincas de Caucasia”, narró un testigo.

Pero cuando un día él, por medio de una llamada, le dijera a su familia que no lo llamaran porque andaba ocupado en su trabajo y que debían esperar que los llamara, su familia quedó en suspenso porque no volvieron a escuchar su voz.

En lo que va del año por lo menos unos 15 cordobeses han sido remitidos asesinados desde El Bajo Cauca a Medicina Legal en Montería.

Lo declararon desaparecido y denunciaron el caso en la Fiscalía, pero luego de tener algunas pistas de que un muerto podría tratarse de José Luis Rojas, iniciaron el proceso de confirmación o de descarte.

Las autoridades forenses confirmaron que uno de los cadáveres que permanecía hacía días en la morgue era el joven de Los Mimbres y luego de que se surtieron los requisitos el cadáver les fue entregado para que lo sepultaran en su pueblo natal.

El cuerpo del joven presentaba varias puñaladas y el crimen se suma a los 15 ciudadanos cordobeses que han muerto en supuestos trabajos en una zona donde se libra una guerra sin cuartel entre bandas criminales y también con la Fuerza Pública.

Compartir en

Comments are closed.