Tráfico aéreo deberá esperar a 2024 para volver a su nivel normal: Asociación de Aerolíneas

Asociación de aerolíneas.

El tráfico aéreo mundial deberá aguardar cuatro años para recuperar sus niveles previos a la pandemia viral, estimó el martes la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA).

“Estimamos que el nivel (de tráfico) de 2019 no se alcanzará hasta 2024, que es un año más tarde de lo que habíamos previsto anteriormente”, dijo Brian Pearce, director financiero de IATA, que destacó las incertidumbres sobre el levantamiento de las restricciones fronterizas.

Por su parte Colombia Risk Analysis, dio a conocer la realidad del turismo en Colombia: El 2019 cerró como el mejor año para la industria del turismo en Colombia: ingresaron 4.6 millones de turistas, el promedio de ocupación hotelera fue del 56,4% y los ingresos nominales de las agencias de viajes incrementaron en 3,8%, el incremento más alto desde 2017. Esto dio paso a que la United States Tour Operators Association proyecta a Colombia como uno de los tres países emergentes más visitados en 2020.

En Colombia, el sector turismo agrupa aproximadamente a 46.000 empresas que generan 1.9 millones de empleos, lo que representa el 9% de la fuerza laboral. El crecimiento de esta industria ha sido particularmente rápido en la última década, lo que ha llevado a una inyección de capital de cerca de USD $12.000 millones en dicho periodo. En menos de una década la industria turística ha duplicado su aporte a la economía colombiana, pasando a representar el 2,1% del PIB total del país en 2019.

Para varios expertos, el turismo podría ayudar a potencializar el crecimiento de la economía, pero bajo el panorama de pandemia actual, este escenario es muy improbable en el corto plazo. Las cifras más recientes muestran la necesidad de proteger el sector. En ese sentido, la industria del turismo en Colombia presenta diversos retos que deben ser abordados de manera consistente.

En primer lugar, el sector se enfrenta al problema de la solvencia económica en el corto plazo. Al ser una de las industrias más afectadas por el aislamiento obligatorio y el cierre de las fronteras aéreas, la liquidez de las empresas turísticas se ha reducido drásticamente, por lo que encontrar alivios financieros resulta primordial.

En segundo lugar, el sector se enfrenta a unos consumidores carentes de confianza. La industria del turismo, de la mano con el Gobierno, tendrá que desarrollar propuestas sólidas que garanticen protocolos de bioseguridad, de manera que los potenciales turistas puedan hacer uso de sus servicios sin temor al contagio durante el periodo pre-vacuna.

Finalmente, el reto más complejo para la industria es el de reinventar su propuesta y modelo de negocio para acomodarse a las nuevas necesidades del mercado. Esto último implica, sobre todo, grandes esfuerzos dirigidos a reducir las interacciones físicas al prestar los servicios.

LA CRISIS AERONÁUTICA:

La movilidad aérea en Colombia ha ido aumentando progresivamente. Sólo en 2019 se transportaron 41 millones de pasajeros, más del doble de los que se movilizaban hace apenas una década. Con base en estas cifras, la Aerocivil esperaba aumentar la cantidad de pasajeros movilizados en un 9,7% para 2020. Sin embargo, debido a la pandemia, el nuevo panorama para las compañías de aviación está revestido de incertidumbre.

En abril del presente año la cantidad de pasajeros se redujo en un 97%, en comparación con el mismo mes de 2019. De acuerdo con la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA), de mantenerse esta tendencia la drástica caída en la actividad aérea podría resultar en pérdidas de unos USD $2.200 millones para el final del año.

Compartir en

Únete a nuestro grupo de Whats App