Acróstico a mi Montería, en su cumpleaños

M ontería, mi villa soñada, la que avanza clamada sobre un valle de espléndido azul.

O tro año que se te atañe, a ti, la ciudad que me vio crecer, la que me gusta, la que posee la belleza de la sencillez, la del cielo inmenso, la de los planchones, la de las aguas no tan diáfanas.

N o cabe duda que entre toda la Región Caribe, tú posees el encanto espampanante de tus tradiciones, fiestas, y gastronomía.

T ú, eres la musa de inspiración de los poetas, que entre, amaneceres y atardeceres, hacen poesía en ti, desnudando a flor de piel el encanto que usufructas.

E l azul de tu cielo, tiene reminiscencias de mi niñez, cuando mi cometa surcaba entre tus árboles y pájaros , y me velerito se echaba a navegar entre tus olas, sentado a orillas de ti.

R ío Sinú, nombre que heredaste de los Zenúes, cuna de mis ancestros, mis ojos sollozan al contemplar el sol, mirando como te seduce para hacer alarde de tu brillo, y hacerte recorrer tan libremente, como las golondrinas que te adornan al llegar la noche.

I nmensa y majestuosa eres, Montería, tierra de Ensueño, tierra de historias, de mitos y leyendas.

A ti, Montería, te escribo mis sentidas letras, porque te debo el haberme hecho crecer en tus calles, bajo el anhelo de un enamorado, que vive suspirando por ti. Artículo de opinión de Carlos Sánchez 

Compartir en

Comments are closed.