URRÁ ha invertido más de 1000 millones para las comunidades campesinas y Embera Katío de Córdoba durante la pandemia

Municipios de la cuenca hidrográfica del río Sinú y población vecina de la Central Hidroeléctrica URRA I en el municipio de Tierralta, que incluye a comunidades Embera katíos, se han visto beneficiadas con las ayudas de la empresa en esta época de pandemia.

A fin de minimizar los impactos negativos de la emergencia sanitaria por la propagación del Covid-19, la empresa URRÁ entregó mercados con productos básicos de la canasta familiar, como también dotación de equipos médicos, hospitalarios y reactivos a instituciones de salud y laboratorios regionales que hacen parte del control y vigilancia de la pandemia, en coordinación con las autoridades departamentales, lo que se enmarca en el acatamiento de las políticas públicas en sanidad, fijadas por la Presidencia de la República.

20.000 familias de los municipios de la cuenca hidrográfica del río Sinú (Tierralta, Valencia, Montería, Cereté, San Pelayo, Lorica, Cotorra, San Bernardo del Viento, Momil, Chimá, Purisima y San Antero) recibieron estos mercados.

Específicamente en Tierralta, 3717 familias campesinas de 64 veredas vecinas de la Central URRÁ I se beneficiaron de los mercados, como también 1705 familias indígenas del resguardo indígena Embera katío del Alto Sinú que habitan en el Casco Urbano de Tierralta y zonas aledañas del municipio; tales como Tuis Tuis, Los Pollos, Alto Guarumal, El Loro y las Delicias. Todas estas familias recibieron de a dos mercados por familia, sumando un total de 30.643 entregados en el municipio de Tierralta.

Inversión en mercados entregados en municipios de la cuenca a familias de colonos e indígenas $ 766.075.000

Inversión en equipos médicos y de protección al departamento de Córdoba y el Hospital de Tierralta $451.182.831

La inversión total de esta primera ayuda entre mercados y dotación hospitalaria ha sido de 1.217.257.831

Simultáneamente a la entrega de los mercados, se desarrolla el proyecto asociado a la atención del Covid-19 con destinación a la población Embera katío del Alto Sinú, que consiste en la prevención, atención y manejo de casos por contagio que puedan presentarse al interior de la comunidad indígena residente en el casco urbano de Tierralta, su zona periurbana, y dentro del territorio del Resguardo Embera en el Alto Sinú.

Este proyecto que va hasta diciembre, tiene una inversión de $221.004.600, beneficiando a 2089 familias emberas.

Como otro tipo de ayudas, se desarrolla el proyecto de fortalecimiento de las capacidades técnicas socio productivas y de resiliencia frente a los impactos producto de la pandemia del Covid-19, para contribuir a la recuperación de los medios de subsistencia y soberanía alimentaria de comunidades vecinas de la Central en Tierralta.

Con este proyecto, que inicialmente se desarrolló en la vereda Nueva Platanera, se busca mejorar la seguridad alimentaria de 30 familias, al establecerse igual número de huertas orgánicas manejadas por 32 mujeres; con lo cual se apunta a estrategias comunitarias de prevención de la desnutrición infantil, del restablecimiento de la cocina tradicional, recuperación de semillas, huertos caseros y medicinales, entre otros. Estas huertas son suplementadas con un vivero de reproducción de especies promisorias y de alto valor nutricional.

La inversión de URRÁ en Nueva Platanera es de $23.000000 e involucra los componentes financieros, la asistencia técnica, la promoción del tema mediante la realización de talleres, la entrega de semillas y la adecuación de las huertas.

Por petición de las comunidades se replicó el modelo de seguridad alimentaria en las veredas Nuevo Ceibal y Las Delicias, donde se benefician 60 familias (30 por cada vereda), con una inversión para ambas comunidades de $31.535.000

Compartir en

Comments are closed.